El Taibán: ¿le lava el cerebro a los niños?


Hoy se publica en CNN un reportaje titulado: Pakistán: El Talibán le lava el cerebro a los niños con imágenes de vírgenes. Luego de que el ejército de Pakistán  logra tomar un campamento Talibán dentro del mismo territorio Pakistaní, los soldados y varios expertos quedan “sorprendidos” por lo que vieron. Dentro del campamento encuentran que varias paredes de las habitaciones presentaban  imágenes pintadas con vivos colores representando una mentira, una falsedad,……entre ellas,  que luego de la muerte existe un lugar en el cielo donde fluye la leche y la miel. Un paraíso en otras palabras. Paraíso donde irán a parar los niños cuando mueran. Las imágenes son muy bellas, y muestran mucho verdor, ríos, niños jugando, y sobre todo mujeres lindas y vírgenes que habitan ahí y que esperan a los jóvenes que cumplen el mandato de sus líderes. Todo esto contrasta con la desolación, la pobreza, y lo árido del paisaje pakistaní. Es aquí donde el Talibán educa a cientos de suicidas potenciales desde la niñez.

Se nos explica que las imágenes son usadas por el Talibán para lavarles el cerebro a los niños, diciéndoles que a pesar de su pobreza, tienen una esperanza de ir a este bello lugar. La manera de lograrlo es destruyendo a el enemigo y usando sus cuerpos como bombas suicidas. De hecho se nos explica que el 90% de los Bombas suicidas son niños entre las edades de 12-18 anos. Y el premio es el paraíso. Esto no es nada nuevo. Sabemos que los suicidas del 11 de septiembre de  2001 contra las torres gemelas de Nueva York también pensaban lo mismo.

Indignarse al leer este artículo es la reacción normal y de esperarse para un ser humano moral ya que engañar a un niño con cuentos falsos es inmoral y un abuso de menores. El articulo es veraz y cierto ya que presenta  una triste realidad,  pero al leer el artículo donde la periodista Arwa Dammon nos describe con lujo de detalles lo las técnicas sobre el lavado de cerebro a que son sometidos estos niños,  y como a los mismos se les hace creer que hay una vida mejor luego de la muerte y que esta vida terrenal no es tan valiosa, no puedo dejar de pensar, y yo esperaría que todo lector se diga a si mismo: !un momento!, ¿no es esto exactamente lo mismo que se les inculca a nuestros niños aquí en Puerto Rico y en este hemisferio predominantemente cristiano? Evidentemente no con el propósito final de crear suicidas inmediatos (aunque sí potenciales en el futuro,  ejemplo de ello es el cristiano que asesina a un médico por trabajar legalmente en una clínica de abortos) pero sin embargo el proceso es el mismo, se engaña a un niño cuando este no puede decidir por su cuenta si debe o no creer en estas cosas. El niño naturalmente, evolutivamente, socialmente y basado en el respeto a sus adultos, cree 100% de lo que le dicen sus padres y adultos alrededor, sea verdad o no. El problema es que muchos de estas ideas especialmente las relacionadas con la creencia en lo sobrenatural una vez introyectadas es imposible que el niño cuando llegue a adulto las cuestione o las rechaze. Seguirá por la vida con un cerebro lavado sin esperanza a cuestionar eso que le fue inculcado por mas ilógico y perverso que sea.

En nuestra cultura cristiana a los niños se les lava el cerebro desde que casi empiezan a caminar y balbucear. No solamente se les inculcan ideas sobre la existencia del conejito de pascua, le ratoncito Miguél que les trae  dinero al caérseles un diente, las hadas madrinas, y Santa Claus para más tarde decirles que eran mentiras e invenciones, sin embargo nos resistimos a creer la falsedad de las invenciones religiosas, a pesar de que aquí la evidencia es descomunal y abundante dado el hecho de la similitud de todas las religiones y los estudios sobre los orígenes de todas las religiones . Se les habla de un dios en un sitio especial que es el cielo que los vigila, los protege. Se les adoctrina a arrodillarse, a cerrar los ojos y hablar con ese dios. ¿No se les habla en las escuelitas dominicales, en el colegio católico y protestante elemental, en la misma casa con imágenes del cielo, con angelitos gorditos y bellos y se presenta a Jesús cargando un corderito perdido en sus manos como  que es un amigo fiel?  Para enfatizar este lavado se ven murales en las iglesias, debajo de los puentes, inclusive en esta época navideña a la entrada de muchos pueblos, así como representaciones de ángeles y el niño dios Jesús, y se les habla de la alegría de ser salvado y lavado por la sangre (¡yuk!) de Jesús.  Cuando un amiguito, o cuando un familiar muere se les dice que la persona está en el cielo un sitio donde todo es alegría y que algún día los volveremos a ver o nos reuniremos con ellos. Si un amiguito es asesinado se le dice que existe una justicia divina y que Dios se va a encargar de juzgar a el que lo hizo. También se les habla de un dios que muere y luego resuscita luego de tres dias. Se les hace el cuento del pueblo de Israel al salir (en su inexistente éxodo por el desierto) de Egipto, y como les fue prometida por Jehová  una ciudad dorada donde fluía la leche y la miel tal (la tierra prometida) cosa que usaron como pretexto para asesinar a todo hombre, mujer vieja, asno, vaca, y niños que allí vivían mucho antes que ellos. La similitud con las vírgenes de la teología islámica es que las vírgenes esperan en el cielo y en la biblia al asesinar a tantos habitantes de esta tierra podían quedarse con las vírgenes para ellos mismos inmediatamente!

Por eso es que encuentro en el artículo una paradoja, se pretende que nos indignemos por este lavado de cerebro del Talibán,  pero se permite exactamente lo mismo a los niños de padres cristianos acá en nuestro hemisferio. La Biblia cristiana al igual que el Corán islámico, habla sobe mucha superstición, muchas recompensas luego de la vida en esta Tierra. Se inventan conceptos como que existe un dios que es tres en uno  (trinidad) en que uno de ellos volverá  a la Tierra esta vez como Jesús a juzgar a los que no creyeron en él, y a llevar a los que sí al paraíso donde todos lo estarían adorando por la eternidad mientras el resto de nosotros nos quemamos en el infierno. Muchos de nosotros oímos historias tan crueles como estas cuando éramos niños, y yo particularmente me moría de miedo en saber que podía tocarme semejante tortura.  ¡Qué hipócritas son los líderes y padres cristianos! Ven las otras religiones como guiadas por el mismo diablo, pero están ciegos al negar que el cristianismo es igualmente falso, peligroso y dogmático al hablar del desprecio por esta vida y que exista una mejor y más deseable en el cielo igualito al Talibán, que  ¡mentira!

Pero como dice la misma Biblia: 1 Corintios 13:1……Cuando yo era niño, hablaba como niño, pensaba como niño, razonaba como niño; pero cuando llegué a ser hombre, dejé las cosas de niño. La única manera de dejar de hacer y pensar como un niño al llegar a la adultez es descartar estas historietas religiosas ya sean musulmanas, cristianas o lo que te puedas imaginar, ya que todas son absurdas y basadas en un lavado de cerebro, y trabajar en cambio por un mundo más tolerante, libre y armonioso ¿Estás dispuesto a hacerlo? Ya yo comencé…..

2 comentarios to “El Taibán: ¿le lava el cerebro a los niños?”

  1. Adriana Rama Says:

    Así es… yo creo en Dios , hago el bien sin mirar a quien

  2. Adriana Rama Says:

    .. Como las religiones … distorsionan la vida

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: